“Superalimentos ¿Verdad o ficción?”

¿Que son los superalimentos?
 
Últimamente estamos viendo como una serie de alimentos se han puesto muy de moda. ¿Pero cuales son?, estos alimentos son aquellos cuyo potencial nutritivo o valor nutricional los hace atractivos por su alto contenido en antioxidantes, grasas saludables o vitaminas haciéndolos beneficiosos para la salud. La mayoría de ellos son crudos.  A los cuales se les atribuyen propiedades milagrosas como adelgazantes, antienvejecimiento, terapéuticas, combatir infecciones, preventivos de cáncer… y otros tantos calificativos.
 
Realmente los superalimentos vienen de miles de años atrás usados por los pueblos indígenas para curar la mente y el cuerpo.
 
Y Lo cierto es que la alimentación está cambiando en la población.  Son cada vez más las personas que incluyen estos alimentos en su dieta.
 
Como ejemplo de alguno de estos alimentos tenemos:
 
  • Aceite de oliva virgen extra: gran poder antioxidante. Beneficioso para disminuir el colesterol (LDL) Y el riesgo de infarto.
  • Legumbres: contienen pocas grasas y mucha fibra. Además de ser ricas en hierro y minerales.
  • Quinoa: es un pseudocereal. Gran aporte en fibra de fácil digestión. Contiene proteínas de alto valor biológico. Rico en hierro, fósforo y calcio y muy bajo en grasas. Es de los más completos.
  • Brócoli: destaca por su alto contenido en vitamina C, agua y fibra. También tiene propiedades antioxidantes.
  • Bayas de goji: fruto antioxidante, beneficioso para la vista y los trastornos hepáticos.
  • Nueces: ricas en omega3. Aportan fibra y vitamina E. Beneficiosas para el colesterol y el corazón.
  • Semillas de chía: aporta ácidos grasos omega 3, antioxidantes, calcio, fibra y proteínas.
  • Chocolate negro: rico en antioxidantes y fibra. Saludable tanto a nivel cardiovascular como para el sistema nervioso central.
  • Espirulina: contiene proteínas de fácil digestión, además de vitaminas, minerales, ácidos grasos esenciales…
  • Maca: mejora el sistema inmunitario. Aumenta la fertilidad. Ayuda al estrés y el agotamiento físico y mental.
  • Sardinas: gran contenido en omega 3. Ayuda a mejorar la salud cardiovascular y reducir la inflamación en general.
 
Es el tema de conversación de moda, la panacea dietética, ¿pero qué hay de realidad? La llegada de estos nuevos productos con propiedades milagrosas, solo nos lleva a creer que es una tendencia. No existe el “superalimento” son saludables pero no milagrosos.
 
En conclusión, esto nos puede hacer pensar que los demás alimentos de nuestra dieta no son saludables, pero la realidad es que debemos tener una dieta muy variada. En general hay que consumir frutas y verduras además de cereales integrales o poco refinados. No consumir en exclusiva un solo producto, ni excluir otros.
 
Muchas personas cometen el error de incluir en su dieta sólo estos alimentos, por lo que les puede llevar a desequilibrios en su alimentación. Creen que solamente por consumir un único de estos “superalimentos” su estado de salud mejorará.
 
Por lo que hemos de tener en cuenta que los llamados superalimentos no tendrán un efecto milagroso para nuestra salud. Si lo hará una dieta variada y equilibrada.
 
Dietista Ana Pujol